https://www.fapjunk.com https://pornohit.net london escort london escorts buy instagram followers buy tiktok followers
No menu items!

El periodismo independiente está bajo ataque

Comparte esto:

EXCUSA. “LAVADO DE DINERO ES CADA VEZ UNA ACUSACIÓN MÁS FRECUENTE” PARA PROCESAR A PERIODISTAS.

Un fotógrafo debió huir de Nicaragua, el jefe de un periódico en Guatemala está preso y un portal en El Salvador, procesado. Todo luego de publicar informaciones incómodas para sus gobiernos en Centroamérica, donde el periodismo independiente atraviesa días difíciles.

La Prensa

Tras un año de ocupación policial, la semana pasada el local del diario La Prensa en Nicaragua quedó en poder del gobierno de Daniel Ortega, que acusó de lavar dinero a Juan Lorenzo Holmann, gerente del casi centenario periódico y crítico de su gestión. 

Holmann está preso desde 2021 y en abril fue condenado a nueve años de cárcel.

Es el mismo delito que la fiscalía guatemalteca, respaldada por el presidente Alejandro Giammattei, le imputa al titular de El Periódico, José Rubén Zamora, encarcelado hace un mes.

“Lavado de dinero es cada vez una acusación más frecuente en Centroamérica” para procesar a periodistas, advirtió Carlos Dada, director del portal salvadoreño El Faro, también señalado de blanqueo de fondos.

El Faro ha denunciado negociaciones secretas del gobierno de Nayib Bukele con las pandillas, a las que luego el mandatario declaró la guerra.  “La concentración de poder en las manos de regímenes autoritarios, cada vez más va consiguiendo silenciar a sus críticos y a la prensa independiente (…) el acoso es cada vez mayor”, aseguró Dada a la AFP.

Los acusados afirman que se trata de casos fabricados para callarlos. En Nicaragua y El Salvador, los gobernantes sostienen que estos medios son financiados desde el exterior para desestabilizar el país y los consideran opositores.

Centroamérica, una región que estuvo afectada por décadas de guerras civiles y dictaduras, tiene democracias jóvenes y golpeadas aún por la pobreza, la violencia y la corrupción.

Ahogo a la prensa

“La estrategia de ahogo a la prensa independiente, que se instaló en Cuba hace décadas y que fue impulsada en Venezuela y otros países de la región, fue perfeccionada en los últimos tiempos por el régimen” de Ortega, dijo en un reciente foro Carlos Jornet, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).

Y se va expandiendo. Durante el proceso electoral, el presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves, arremetió contra medios que publicaron las sanciones que recibió por acoso sexual cuando fue funcionario del Banco Mundial, y que ahora informan sobre presuntas irregularidades en el financiamiento de su campaña.

El exilio

En julio, Oscar Navarrete, fotógrafo de La Prensa, cubría la expulsión de Nicaragua de monjas de la Asociación de las Misioneras de la Caridad, de la congregación Madre Teresa de Calcuta, que el gobierno ilegalizó junto a otras 1.500 organizaciones.

Acompañó el traslado de las religiosas por carretera hacia Costa Rica, hecho que el gobierno intentó mantener bajo sigilo. 

Sepa más

El Salvador.

Como parte de su arremetida contra agrupaciones delictivas, El Salvador aprobó una ley que pena con hasta 15 años de cárcel a quienes reproduzcan mensajes de pandillas.

Fuente: Listín Diario

Comparte esto:

EXCUSA. “LAVADO DE DINERO ES CADA VEZ UNA ACUSACIÓN MÁS FRECUENTE” PARA PROCESAR A PERIODISTAS.

Un fotógrafo debió huir de Nicaragua, el jefe de un periódico en Guatemala está preso y un portal en El Salvador, procesado. Todo luego de publicar informaciones incómodas para sus gobiernos en Centroamérica, donde el periodismo independiente atraviesa días difíciles.

La Prensa

Tras un año de ocupación policial, la semana pasada el local del diario La Prensa en Nicaragua quedó en poder del gobierno de Daniel Ortega, que acusó de lavar dinero a Juan Lorenzo Holmann, gerente del casi centenario periódico y crítico de su gestión. 

Holmann está preso desde 2021 y en abril fue condenado a nueve años de cárcel.

Es el mismo delito que la fiscalía guatemalteca, respaldada por el presidente Alejandro Giammattei, le imputa al titular de El Periódico, José Rubén Zamora, encarcelado hace un mes.

“Lavado de dinero es cada vez una acusación más frecuente en Centroamérica” para procesar a periodistas, advirtió Carlos Dada, director del portal salvadoreño El Faro, también señalado de blanqueo de fondos.

El Faro ha denunciado negociaciones secretas del gobierno de Nayib Bukele con las pandillas, a las que luego el mandatario declaró la guerra.  “La concentración de poder en las manos de regímenes autoritarios, cada vez más va consiguiendo silenciar a sus críticos y a la prensa independiente (…) el acoso es cada vez mayor”, aseguró Dada a la AFP.

Los acusados afirman que se trata de casos fabricados para callarlos. En Nicaragua y El Salvador, los gobernantes sostienen que estos medios son financiados desde el exterior para desestabilizar el país y los consideran opositores.

Centroamérica, una región que estuvo afectada por décadas de guerras civiles y dictaduras, tiene democracias jóvenes y golpeadas aún por la pobreza, la violencia y la corrupción.

Ahogo a la prensa

“La estrategia de ahogo a la prensa independiente, que se instaló en Cuba hace décadas y que fue impulsada en Venezuela y otros países de la región, fue perfeccionada en los últimos tiempos por el régimen” de Ortega, dijo en un reciente foro Carlos Jornet, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP).

Y se va expandiendo. Durante el proceso electoral, el presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves, arremetió contra medios que publicaron las sanciones que recibió por acoso sexual cuando fue funcionario del Banco Mundial, y que ahora informan sobre presuntas irregularidades en el financiamiento de su campaña.

El exilio

En julio, Oscar Navarrete, fotógrafo de La Prensa, cubría la expulsión de Nicaragua de monjas de la Asociación de las Misioneras de la Caridad, de la congregación Madre Teresa de Calcuta, que el gobierno ilegalizó junto a otras 1.500 organizaciones.

Acompañó el traslado de las religiosas por carretera hacia Costa Rica, hecho que el gobierno intentó mantener bajo sigilo. 

Sepa más

El Salvador.

Como parte de su arremetida contra agrupaciones delictivas, El Salvador aprobó una ley que pena con hasta 15 años de cárcel a quienes reproduzcan mensajes de pandillas.

Fuente: Listín Diario

-Publicidad-spot_img

Lo más leído